5 de septiembre de 2019

¿Debería fichar un influencer para mi estrategia online?

Quizá alguna vez os habéis preguntado: ¿tendría que contratar los servicios de un influencer para dar a conocer mi marca, para el lanzamiento de un servicio o para impulsar las ventas de un producto? Nosotros no creemos que los influencers sean una solución a todos los males, pero tampoco pensamos que sean una estafa, ni una burbuja que ya ha estallado. Creemos que un influencer bien escogido puede dar un buen empujón a una campaña. ¿Quieres empezar? ¡Te damos tres consejos!

1. Busca un influencer que conecte con tu marca.
En primer lugar, hay que dejar claro que es primordial elegir muy bien nuestro influencer, ya que, si el público objetivo de nuestro producto o servicio no está bien alineado con el perfil de sus seguidores, la campaña tendrá una baja repercusión y, posiblemente, una nula monetización. Si no lo tienes claro, puedes pedir al influencer un análisis demográfico de sus seguidores y así comprobar si realmente se ajusta a tu target.

2. Evita los compradores de followers

Es imprescindible estudiar a fondo cuántos seguidores y de qué tipo tiene el influencer que queremos contratar. Hay influencers que acumulan millones de seguidores pero que son de baja calidad, ya que, como muchos sabéis, en la encarnizada carrera por posicionarse ante la dura competencia, muchos optan por comprar seguidores e, incluso, likes. Teniendo en cuenta que los seguidores y los likes falsos salen muy baratos -unos diez euros 1,000 followers y unos seis euros 250 likes-, la inversión es más que golosa. Es aconsejable comprobar que el menos el 90% de su audiencia sea real; para hacerlo, tiene varias herramientas, tales como Social Blade, IG Audit o Hype auditor.

3. Quédate con los pequeños, cercanos y naturales
Por tanto, es mucho mejor contratar un influencer con menos seguidores, pero que sean reales y de calidad, que no tirar el dinero en seguidores comprados o bots. De hecho, cada vez se valoran mejor los microinfluencers (con volúmenes de followers que oscilan entre las 1.000 y las 10.000 personas) para que, a pesar de no ser los más grandes, gozan de una alta credibilidad, consiguiendo unos ratios de engagement muy elevados. Suelen ser usuarios expertos en una temática muy concreta que comparten pasión, opinión y conocimientos en las redes, se muestran de una manera mucho más natural y tienen una relación mucho más cercana con sus seguidores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Síguenos en LinkedIn